Tras la lluvia de 47 milímetros registrada la noche del miércoles, el vaso regulador  Puente negro llegó a su máxima capacidad aunque no representa peligro para los habitantes.

Fue el vecino Oscar Gabito quien reportó la excesiva basura que se presenta cada vez que baja el nivel de este desagüe artificial, por lo que pidió a las autoridades estar más atentos sobre este sitio.

Sin embargo, aceptó que periódicamente realizan limpieza pero los desechos –ahora-  provienen de la zona norte de municipio, ya que no ha observado que arrojen basura habitantes de la colonia Adolfo López Mateos en el Puente  Negro.

“Han venido a limpiar pero cada vez que sube el agua y baja se arrastra toda la basura. En temporada de lluvias iniciando junio es cuando este vaso se llena al tope”.

Aunque no conoce casos de enfermedades provocadas por la peste del lugar cuando se seca el vaso regular, teme a que contraigan algún padecimiento debido a que el olor es insoportable.

Por lo anterior, pidió a las autoridades municipales o sanitarias actuar ante esta posibilidad, pues alertó que los niños son los más susceptibles.

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre