Ciudad de México. De acuerdo a cifras del Sistema Ferroviario Mexicano (SFM), durante el tercer trimestre del 2017 los robos a trenes de carga se incrementaron 74 por ciento, concentrándose principalmente en tres entidades: Puebla (83), Guanajuato (41) y Sinaloa (25).

Ante el incremento de este fenómeno, el senador del PRI, Jesús Casillas Romero, propuso iniciativa para establecer penas de dos a nueve años de prisión y multa de 200 a mil unidades de medida y actualización, a quienes dañen o destruyan las vías generales de comunicación o medios de transporte.

Detalló que en el tercer trimestre de 2017 se reportaron 448 siniestros en el Sistema Ferroviario Mexicano, 576 eventos de robo y 2 mil 673 actos de vandalismo.

El legislador priista, consideró importante que “exista una mejor protección en este tema y se eleven las penas, a efecto de contar con una mayor eficiencia en el combate a ese delito y reducir una conducta que afecta la economía nacional, y la seguridad de los mexicanos”.

También en el Senado de la República, los legisladores priistas exhortaron mediante un punto de acuerdo a los gobiernos de Veracruz, Puebla, Guanajuato y Querétaro, “a establecer los protocolos de seguridad para prevenir y combatir el robo y descarrilamiento de trenes, en virtud del incremento exponencial de estos hechos delictivos”.

Asimismo, solicitaron al Gobierno Federal diseñe una estrategia para garantizar la seguridad de los ferrocarriles en su tránsito por el territorio nacional y valore la intervención de fuerzas federales y Armada de México en operativos para disuadir actos ilícitos en contras de los ferrocarriles y sus instalaciones.

Informaron que en los tres primeros meses del 2018, “se registraron 720 robos a carros del ferrocarril, casi un 500 por ciento más que el mismo periodo del año pasado”.

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre