Atlixco. Andrés Manuel  López Obrador omitió notablemente el tema de la candidatura a la presidencia municipal de Atlixco, pese a que la gente a gritos defendía por un lado al empresario Juan Antonio Villaroel y por otro a Eleazar Pérez Sánchez.

En medio de este silencio del líder del Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA), los dos grupos continuaron con la disputa, ya no de la candidatura, si no del poder para mover las masas en favor de AMLO, tan así que, minutos antes de que el candidato a la presidencia de la república arribara al campo deportivo La Alfonsina, se generaron golpes y empujones entre ambos bandos.

Y es que los ‘Eleazaristas’ no permitieron el acceso al evento del candidato avalado por las autoridades electorales, debido a ello, parte de su equipo intentó abrirle paso cuando comenzaron a ser agredidos.

En los empujones volaron cosas, entre ellas una valla metálica, el pleito duró aproximadamente 20 minutos hasta que el empresario y sus seguidores decidieron moverse a la entrada por donde llegaría López Obrador.

Mientras los casi 10 mil asistentes al evento se dividían en bandos, cuando Andrés Manuel apareció saludando a la gente de mano en mano, entonces se escuchó una sola voz que coreaba “Obrador, Obrador”.

Pese a ir detrás de AMLO, Villaroel no logró llegar al templete, de nueva cuenta la gente de Eleazar lo impidió y los jaloneos continuaron casi todo el evento detrás de escenario, sin que los que se encontraban en la tarima le dieran importancia; entre ellos los candidatos al senado Nancy de la Sierra, Alejandro Armenta Mier; los que van por las diputaciones locales y federales, Guadalupe Muciño y Héctor Jiménez y Meneses respectivamente, el aspirante a gobernador Miguel Barbosa, el senador Manuel Bartlett y los diputados Rodrigo Abdala y Blandina Ramos.

En su discurso y, tras recibir la bienvenida de los aspirantes, Andrés Manuel aseguró que la gente de Morena no va por los cargos ni por los puesto; “el  que quiera un puesto que se vaya al mercado, aquí estamos para lograr un cambio sin armas de manera pacífica, un cambio profundo  y radical, es decir desde raíz sacaremos al régimen corrupto”, apuntó.

Asimismo, el líder de MORENA garantizó que limpiará el país de la corrupción, no aumentará los impuestos, y reiteró que va a “cortar el copete de los privilegios”, no vivirá en los Pinos, se bajara el sueldo para que todos los funcionarios se les reduzca; nadie violará el artículo 127 de la Constitución Política Mexicana.

Tocó el tema de Martha Erika Alonso, de quien dijo siempre se expresará con respeto, pero no por ello dejó de indicar que no se debe heredar el poder. Mencionó que Barbosa va arriba en la encuestas casi en un 40 por ciento al igual que él a nivel nacional.

A los maestros de Atlixco les aseguró que se cancelará la llamada Reforma Educativa, que no fue sino una reforma laboral y en conjunto con los maestros se creará un nuevo plan educativo que no afecte los derechos laborales del magisterio.

Finalmente se comprometió a volver a Atlixco como presidente electo, le solicitó a los presentes que “el voto parejo para Morena esté este primero de julio”.

“Porque esas bardas que dicen ‘AMLO sí, Barbosa no’ es una maña, es inducción, voto parejo, no diferenciado ni cruzado. Voto parejo, no por nosotros ni por los partidos si no por la transformación de México”, apuntó.

 

 

 

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre