La cúpula empresarial de este país está francamente preocupada por las decisiones de AMLO.

Más aun: la iniciativa privada de Puebla también.

No es para menos.

El gobierno entrante federal todavía no, cuando ya.

  1. Aún no toma posesión Andrés López Obrador y ya es ave de tempestades. Después de que en campaña se enfrentó fuertemente a las cúpulas –él las llama la mafia del poder- y a los grupos empresariales más grandes, los llamó a reuniones y les garantizó que no cancelaría el aeropuerto de Texcoco.
  2. Contrario a lo que prometió, organizó una falaz consulta “ciudadana” al más puro estilo del PRI de los 60´ en que votaban hasta los que no eran priistas.
  3. Su bancada en el senado presentó una iniciativa para modificar las comisiones bancarias –¿quién no estaría de acuerdo en bajarlas?- pero no lo hicieron por la vía correcta.
  4. Esta decisión inquietó, con justa razón, a calificadoras, empresas y bancos porque sólo ese hecho provocó la peor caída en la Bolsa Mexicana de Valores en los últimos siete años.
  5. No hay que ser ingenuos y es importante entender que los especuladores hacen eso, especular. Pero en ese juego, se perdieron varios millones de dólares.
  6. Todavía no llega Andrés Manuel López Obrador y ya los empresarios preguntan cuándo acabará su mandato.
  7. Es real. Están preocupados y más allá, seguramente se organizarán para poder consolidar un frente en contra de las ocurrencias del gobierno de López Obrador, que en aras de ganar simpatías ciudadanas –que ya tiene todas las populares, claro- no tendrá empacho en ir en contra de las instituciones que han hecho bien las cosas, como por ejemplo, el Banco de México.
  8. En ese intento de fortalecer las posiciones endurecidas de los empresarios, no nos extrañe que comiencen a darse movimientos intensivos, estratégicos y de alto impacto en la iniciativa privada, incluida la de Puebla.
  9. Le doy dos datos: 2 mil son los empleos de empresas poblanas subcontratadas en Texcoco. Y la mayoría de pequeños contratistas son de Hidalgo, de donde es originario Miguel Ángel Osorio Chong.

Desde los corrillos:

Fíjense que el gobernador Tony Gali recibió el viernes a una mujer cuya visita a Puebla requiere especial atención.

Me refiero a la magistrada Yasmín Esquivel Mossa, Presidenta del Tribunal de Justicia Administrativa de la Ciudad de México y Presidenta de la Asociación de Magistrados de Tribunales de Justicia Administrativa de los Estados Unidos Mexicanos (AMTCAEUM).

No sólo por el cargo que ostenta sino porque es clara candidata a una magistratura de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), y además, es esposa de José María Riobóo.

Gracias y nos leemos el miércoles.

Twitter: @erickbecerra1

Facebook: @erickbecerramx

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre