Tehuacán. “Regresar la tranquilidad a Puebla”, prometió Enrique Cárdenas Sánchez, candidato al gobierno del estado por la coalición integrada por los partidos Acción Nacional (PAN), de la Revolución Democrática (PRD) y Movimiento Ciudadano (MC), ante militantes y simpatizantes de estos institutos políticos reunidos en un mitin realizado en el zócalo de esta ciudad.

En el marco del cierre de su campaña regional, acompañado por liderazgos políticos, el abanderado común dijo que sueña con un estado en donde las decisiones se tomen en función de la gente y en donde todos tengan el mismo “chance”, independientemente de donde hayan nacido.

Agregó que hará todo lo posible por dar a los poblanos una educación de calidad, en escuelas dignas y con buenos maestros y que siempre haya medicinas y médicos, así como acceso a la salud y a la seguridad.

Cero impunidad y cero tolerancias a las ratas”

“Sueño con una Puebla en donde podamos caminar sin miedo (…) y se recupere la tranquilidad que nos han robado; en donde no haya corrupción e impunidad y no se tenga más desconfianza hacia los servidores públicos”.

Refirió que sacará del rezago a las más de 100 mil viviendas poblanas que carecen de los servicios básicos y generará uno de los proyectos más ambiciosos de infraestructura, de comunicaciones y conectividad, a fin de que nadie se sienta aislado y, a la par, se detone el empleo y el progreso.

Refirió que se pondrá a Puebla en una “caja de cristal”, para que todos los ciudadanos sepan qué está haciendo el gobierno, cuánto está gastando y cómo avanzan las obras, todo con el afán de recuperar la confianza en el gobierno.

Actualmente, sostuvo que el próximo 2 de junio, se deberá defender a Puebla de la corrupción, del robo, de la transa y de las mentiras. “Necesitamos un gobierno honesto y confiable que coadyuve a que todos tengamos seguridad y prosperidad”.

“En mí pueden confiar, yo no los voy a traicionar, esto no es por mí, es por todos nosotros, cuídemos nuestro futuro, tomemos el toro por los cuernos este 2 de junio, hágamos nuestra la elección, no permitamos que otros, por dinero, con transas o calumnias, se apoderen de ella, es nuestra elección y vamos a ganarla y lo haremos por mucho para que no haya la menor duda de nuestro triunfo”, remató.

Ana Teresa Aranda Orozco, aseveró que hace dos meses los adversarios, en clara alusión a Miguel Barbosa Huerta, “sentían que ya despachaban en Casa Puebla, estaban de pierna tirante, encantados de la vida, respirando una victoria que se les antojaba inmediata, pero se les olvidó que del lado del PAN, PRD y MC había un ejército preparado para dar la batalla”.

“Fue entonces cuando empezó el temor, porque el marrano sintió que le quitábamos la mazorca del hocico y pasó lo que pasa en los chiqueros (…) trompea y avienta lodo con las patas traseras, mientras que la campaña de Cárdenas, ha venido en un crecimiento tan permanente y acelerado que están muertos de miedo, porque les estamos quitando la mazorca al marrano y el marrano está asustado y anda trompeando y aventando mucho lodo”, añadió.

Por su parte, Marko Cortés Mendoza, presidente nacional del PAN, recalcó que lo que está en juego el 2 de junio va más allá de Puebla, implica defender la dignidad de quienes ya habían dicho a Barbosa hace más de seis meses que no lo querían como gobernador, ante lo cual convocó para que quien ya había perdido vuelva a perder y “no sólo porque lo queramos fuera, sino porque ya no puede, ya no tiene la energía, ni el vigor necesario para gobernar un estado tan grande como Puebla, ya no puede el señor, por eso les pedimos que quien ya había perdido vuelva a perder y que quienes habíamos ganado volvamos a ganar”.

 

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre