El gobernador de Puebla, Guillermo Pacheco Pulido inició de manera formal con el gobernador electo, Miguel Barbosa, el proceso de entrega-recepción de la administración estatal.

Este es el inicio formal del proceso que Pacheco Pulido asumió desde el primer día en que llegó al CIS, pues decidió estar listo así, desde el primer día.

Experimentado de la política y del ejercicio del poder, Pacheco Pulido sabía desde el primer día que tenía muy poco tiempo para dar resultados y para tener lista la casa para entregarla.

Y Jorge Estefan Chidiac, secretario de Finanzas, y su equipo, se encargaron de tener todo en orden para que no haya observación alguna respecto del manejo de los recursos.

La entrega-recepción comenzó luego de unos días después de un encuentro en privado que sostuvieron Pacheco Pulido y Barbosa Huerta.

Fue en el CIS, en sus oficinas, fue privada, y sólo estuvieron ellos dos con un testigo familiar de honor.

Para ambos, Pacheco Pulido y Barbosa Huerta, éste no es un trámite sino un protocolo fundamental.

Es fundamental, después de un largo lapso de inestabilidad política en Puebla, que llegue la normalidad institucional.

Ambos lo saben y una decisión tomada es garantizar esa transición normalizada y estable que Puebla necesita.

Pacheco Pulido imprimió un sello personal al breve pero sustancioso periodo de gobierno, en que logró sacar adelante paquetes de obras fundamentales para la movilidad en Puebla, así como tomar dos decisiones cruciales.

No aumentar la tarifa del pasaje público y condonar multas y recargos generados por el incumplimiento de verificación vehicular de siete de cada 10 automovilistas.

Es decir, actualmente sólo tres de cada 10 usuarios de vehículos están al corriente de la verificación.

Lo normal, después de Rafael Moreno Valle destrozó el sistema de verificación y con ello reducir el cumplimiento de la norma.

Este jueves, Rafael Reynoso anunció esta decisión, que busca que la mayoría de los usuarios se pongan al corriente. El secretario del Medio Ambiente realizó un carrusel de medios en el que dio a conocer esta medida después de la normalización de la contingencia ambiental, y derivada de una política integral de mejoramiento del medio ambiente.

La decisión de no elevar la tarifa del transporte, anunciada por Antonio Peniche, secretario de Infraestructura, Movilidad y Transportes, llegó muy bien entre los padres de familia, quienes no ven cómo poder pagar un alza de uno o dos pesos como la pedían los transportistas.

Temas que requieren evaluación a fondo en el próximo gobierno.

Gracias y nos leemos el lunes.

Twitter: @erickbecerra1

Face: @erickbecerramx

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre