La Red Mexicana de Franquicias llamó a los niveles de gobierno a mantener sus acciones para el rescate del Centro Histórico y el retiro de ambulantes, aunado a un repoblamiento de esa zona con un plan real de reordenamiento territorial.

El presidente de la Red Mexicana de Franquicias, Francisco Lobato Galindo, planteó que Ayuntamiento y Gobierno del Estado deben evitar un clima de “enrarecimiento por organizaciones que amenazan con boicotear y volcarse a las calles”.

Añadió que “grupos facciosos y agitadores no pueden tener más fuerza que el Estado”, al observar que no se trata de negar el derecho al trabajo, pero también hay que considerar que “no todos los ambulantes están por necesidad económica”.

Por ello demandó “mano dura” ante las amenazas de organizaciones como Antorcha Campesina en el sentido de tomar las calles donde se genere el retiro de ambulantes y el rescate de espacios públicos.

“La exigencia es para los gobiernos para no dejarse amedrentar y con la ley en la mano aplicar toda la fuerza del estado para inhibir la anarquía en la que estábamos viviendo, se trata de aplicar el marco jurídico vigente”.

Lobato Galindo celebró la recuperación de diversos barrios y casonas abandonadas en zonas como San Antonio y propuso incluir al sector inmobiliario para el rescate de casonas.

Advirtió que en algunas áreas ya no quedan más que vestigios y algunos muros, por lo cual se pronunció porqué el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) sea un agente facilitador y no un obstáculo para el repoblamiento.

El Centro Histórico es la sala donde se recibe a los turistas, observó.

También planteó resulta viable modificar la densidad poblacional para que haya vivienda vertical en el Centro Histórico y crear un Plan de Desarrollo para ese polígono que permita acercar a la gente a las fuentes de trabajo, pues ya se cuenta con los servicios urbanos e infraestructura.

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre