El arzobispo de Puebla, Víctor Sánchez Espinosa consideró que fue inadecuada la forma en que se desarrolló la marcha contra los feminicidios en la Ciudad de México.

En conferencia de prensa, señaló que la lucha de las mujeres por sentirse seguras es legítima, pero dijo que los actos vandálicos “quizá no son la forma” para hacerse escuchar.

Quizá no es la forma, los actos violentos y vandálicos siento que no es la forma”, aseveró.

Sin embargo, el prelado reconoció que la violencia a escalado a niveles alarmantes, y que es obligación de autoridades y sociedad trabajar para evitar que más mujeres sean asesinadas.

Lo que ellas piden es un derecho, que todas las mujeres en nuestro país y nuestro estado, y en todo el mundo se sientan seguras, y que nadie atente contra su dignidad, contra su integridad”, manifestó.

Sánchez Espinosa destacó que la vida “es sagrada”, desde su concepción hasta la muerte, por lo que condenó la muerte de mujeres a causa de la violencia.

Lo anterior luego de anunciar el aniversario 373 del Seminario Palafoxiano, que se celebrará el próximo 22 de agosto con una serie de actividades.

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre