Los presidentes municipales de la Sierra Norte, la Mixteca y el llamado triángulo rojo, admitieron la presencia del crimen organizado en ciertas regiones de la entidad, al igual que el surgimiento de grupos que protegen a los delincuentes y confrontan a las autoridades.

Tras asistir a la reunión de seguridad pública en Casa Aguayo, la cual encabezó el gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta, los ediles dijeron sentirse preocupados por el desplazamiento de las bandas en territorio poblano, por lo que aseguran ya tienen identificados a sus líderes y la forma en que operan.

Mencionaron que integrarán un frente común para debilitar a la delincuencia organizada y esto lo harán en coordinación con el gobierno estatal y las fuerzas armadas.

A la junta de trabajo acudieron Felipe Patjane de Tehuacán; Guillermo Velázquez de Atlixco; Marisol Cruz García de Tecamachalco; Normal Layón de San Martín Texmelucan; Angélica Alvarado de Huejotzingo; Sergio Salomón de Tepeaca; y Gustavo Adolfo Vargas de Huauchinango.

Antes de abandonar el recinto, los ediles expusieron por separado los delitos que más se comenten en sus demarcaciones y recalcaron que están en curso acciones claves contra el crimen.

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre