El director general del Instituto Nacional de Astrofísica, Óptica y Electrónica (Inaoe), Leopoldo Altamirano Robles, renunció a su cargo.
Esto después de que la directora general del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), María Elena Álvarez-Buylla Roces, evidencio varias anomalías hacia el director.
 
“A petición de la directora de Conacyt, María Elena Álvarez-Buylla Roces,  presenté mi renuncia como Director General del Inaoe. Agradezco el apoyo y la confianza que me fue conferida y reitero mi compromiso por el Inaoe y por el desarrollo científico de nuestro país”, expresó Altamirano Robles en sus redes sociales.
Sin embargo, la directora del Conacyt, aclaró que ella no le pidió su renuncia: “No le pedí su renuncia. Hoy le informé de las denuncias en su contra en la SFP y le pedí que si tenían sustento se retirara del cargo. Su renuncia parece confirmar la veracidad de las denuncias.”.
Fue el 18 de febrero de 2016 cuando Leopoldo Altamirano Robles tomó posesión de la dirección del Inaoe para el quinquenio 2016- 2021 ante la comunidad de investigadores, técnicos, estudiantes.
La salida de Altamirano Robles de la dirección del Inaoe se presenta después de que durante las negociaciones con el gremio de trabajadores reveló el congelamiento de recursos del presupuesto federal a la ciencia, situación que obligó a no contratar a 20 trabajadores por honorarios para desarrollar diferentes actividades.
En julio de este año, Altamirano Robles reveló que no se había presentado ningún despido de personal de base; sin embargo, aseguró que nadie podría garantizar que se mantengan los puestos de trabajo.

DEJAR COMENTARIO

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre